Cómo Solicitar La Visa Americana sin Problemas

Diariamente miles de personas van al consulado de Los Estados Unidos literalmente a “rogar” por una visa para entrar a ese país. A algunos se los dan sin mayores complicaciones y a muchos otros se las niegan sin recurso a protestar y sin explicaciones. Lo peor de todo es que tienes que pagar lo mismo (ahora cuesta 160 dólares) si te dan la visa o no.

¿Sabes por qué el consulado le da visa a unos y a otros no? ¿Sabes qué tienes que hacer para que te den la visa sin hacerte muchas preguntas?

Las personas que negaron la visa no tienen ni la más mínima idea de lo que les pegó. Lo peor del caso es que van a ir a solicitar nuevamente rezando para que esta vez les toque un cónsul “bueno” y que se apiade con ellos y les otorgue la visa. Tal vez esta vez tendrán suerte.

Déjame decirte que ¡NO ES CUESTION DE SUERTE!

Obtener una visa americana es posible para todos, no importa si eres pobre o rico, si no tienes casa propia, y hasta sin tener un trabajo. Te imaginas poder cumplir tu sueño de ir a Los Estados Unidos seguro al 100%?

Aquí te explico todo lo que tienes que saber para conseguir esa visa sin muchas vueltas ni complicaciones

 

¿Por qué es necesario tener visa para ir a Los Estados Unidos?

Mira, la mentalidad gringa se puede resumir así: “Nosotros somos más civilizados. Ustedes son unos frescos tercermundistas con sus países llenos de pobres que quieren venir a robarse nuestros trabajos, a ensuciar nuestras ciudades, y a rebajar nuestro nivel de vida. Sólo vamos a permitir que entren los que tienen nuestro estándar.”

Dime que no es cierto. Es triste, pero así es. Si te pones a ver cuáles son los países que no les piden visa, son todos países “ricos” de Europa y Asia. Ningún país del sur de la frontera gringa tiene esa opción. Ninguno de nuestros países latinos, punto.

Imagínate que tú sueltes un perro en la frontera y él la cruza sin problemas. Pero si tú que eres latinoamericano cruzas sin visa, te meten al calabozo y te deportan. Entonces quiere decir que para ellos nosotros valemos menos que un perro.

Pero eso siempre ha sido así. Cuando ellos llegaron, les robaron las tierras a los indios, dibujaron una línea imaginaria y se quedaron con todo lo que estaba al norte de esa línea.

Irónicamente su país fue construido con el trabajo de esclavos e inmigrantes, pero ahora que no necesitan gente, somos una peste.

Por eso los gringos tienen fama de hipócritas. Siempre promoviendo su “derechos humanos, libertad y democracia”, pero que hay de nuestra libertad de ir donde se nos da la gana si todos vinimos de otro lado.

¿Y quiénes son estos supuestos afortunados que consiguen la visa americana?

Mucha gente cree que teniendo mucha plata en una cuenta bancaria, casa, y un trabajo que pague bastante les van a dar la visa automáticamente. Otros creen que simplemente suerte y si la persona que entrevista está de ánimo ese día y les cae bien, se vuelve un repartidor de visa.

Y la verdad es: Ninguna de las dos.

Muchos no saben porqué los rechazan porque la respuesta siempre es la misma: no te puedo dar visa porque no cumples con los requisitos.

Es una respuesta vaga, no te van a decir exactamente lo que tienes que hacer, por que asi a todo el mundo se la dan y ya no sería tan fácil ganar esos $160. (Recuerda que no importa si te lo dan o no, ellos se quedan con tu dinero).

Pero veamos cuáles son estos misteriosos requisitos que nunca te van a decir exactamente.

Lo primero que tienes que saber es que según su ley de inmigración, toda persona que aplique para una visa, está intentando quedarse a vivir o a trabajar en Los Estados Unidos. Así mismo como está escrito. Ellos piensan que son el mejor país del mundo donde todos quieren ir y es problema tuyo probar que no eres un pobre infeliz que se quiere quedar en su país a robarte un trabajo y aprovecharte de su sistema se salud que es lo máximo.

¿Y como pruebas que no te quieres quedar en Los Estados Unidos?

La respuesta corta es que debes demostrar que vas a ir a visitar y pasear, etc. Que vas a ir a gastarte toda tu plata para hacerlos más ricos y a ti más pobre. O al menos hacerles creer eso.

Según la información vaga del sitio del consulado de Los Estados Unidos, tienes que probar que:

– Vas a ir por turismo, negocios o ver a un médico
– La estadía es por tiempo limitado y después vas a regresar
– Resides fuera de EE.UU. y tienes fuentes de ingresos económicos y familia fuera de EE.UU.

Es información bien general y no van a decir nada específico porque la verdad es que no les conviene. Ellos se quedan con tu dinero de todos modos, así que para qué te van a decir todo lo que tienes que hacer. Ellos más ricos, nosotros más pobres. Más fácil que quitarle un dulce a un bebé.

Ahora sabiendo que ellos se van a quedar con tu dinero y no te van a prometer nada (excepto tratarte mal y hacerte cualquier pregunta personal que ellos quieran),

¿Cómo puedo garantizar que me den la visa?

La primera vez que fui a pedir visa me rechazaron. Recién me había graduado del colegio y antes de comenzar la universidad quería ir a conocer el mundo y todas esas fantasías de joven.

En ese tiempo yo era muy ingenuo. Mi familia no era pobre, pero no les dije a mis padres que quería viajar. Tenía unos ahorros que presenté, pero no sirvieron de nada.

Cuando me rechazaron sentí como un vacío en el estómago. Imagino que fue la misma de muchas otras personas ese día. Sinceramente sentí que en ese momento no valía nada. Tanto que admiraba su cultura, como en las películas y aprendiendo inglés por tantos años y me hicieron sentir como basura.

Durante toda mi vida yo siempre he sido muy competitivo y perseverante. Nunca me dejaba de nadie y sabía que si a otra gente les daban visa a mí también me la podían dar. Me preparé para una segunda vez, pero esta vez fui busqué toda la información que pude. Contacté con un abogado de inmigración que para suerte mía había trabajado para un consulado en el exterior.

Literalmente me amarré de este tipo y no lo solté hasta hacerle todas las preguntas de todos los sitios de internet que leí. Con toda esta nueva información, me tomó meses prepararme para la segunda entrevista. No dejé ninguna piedra sin voltear. Iba tan confiado que ya me veía montándome en el avión.

En esa segunda entrevista noté algo curioso. Cuando estaba sentado esperando, noté que muchas personas les negaban la visa por decir algo que no debían. Realmente quise ir hasta allá y decirles que no dijeran eso.

Al salir vi a esas mismas personas frustradas y algunas llorando. Me acerqué y les dije en qué habían fallado. Me agradecieron y estoy seguro que se sintieron mejor, ojalá lo intenten de nuevo y esta vez sí se las den.

Luego pensé que así mismo hay muchísimas personas que tienen el mismo problema. Les rechazan la visa porque no saben cómo llenar los formularios o no saben qué decir en la entrevista.

Me puse a trabajar y compilé todos los apuntes de mis consultorías con abogados y las metí en una guía que les traigo a todos ustedes.

En esta guía para visa americana detallo exactamente todos los secretos para llenar los formularios y contestar las preguntas. Cómo crear una estrategia y prepararse para ir seguro a la entrevista.

¿Para qué tengo que ir con una estrategia?

Precisamente porque la visa para Los Estados Unidos te la dan dependiendo de lo que pongas en el formulario y cómo contestes las preguntas del oficial consular. Si dices algo equivocado, puede ser un error muy costoso y le puedes decir adiós a tu viaje.

Los americanos trabajan sistemáticamente, todo el proceso ya está bien definido con unas reglas que si se cumplen te dan la visa y si no te la niegan. Si sabes qué hacer y qué decir, no te pueden rechazar la visa.

Miles de personas son entrevistadas diariamente y los funcionarios sólo tienen un par de minutos para decidir si te otorgan visa o no. Es muy poco probable que no hayan escuchado algo antes así que no te pongas a inventar nada e ir preparado anticipadamente.

Ellos no quieren que todos vayamos a Los Estados Unidos, por eso están todos esos filtros. Pero déjame decirte que todos podemos ir, sólo hay que estar preparado y saber qué hacer, que es lo que hace mi guía. Prepararte para que estés bien seguro que te darán la visa.

¿Qué contiene la guía y por qué es necesario leerlo antes de solicitar visa?

La guía de visa te digo exactamente:

 

Cómo llenar el formulario electrónico para diferentes casos y qué poner en cada espacio

Qué están buscando los funcionarios en los formularios y en la entrevista

Los documentos que debes presentar

Cuáles son las preguntas más comunes que hacen en las entrevistas y cómo contestar correctamente

Qué no debes decir y hacer para que no te rechacen la visa

 

 

 

¿Qué darías si vas 100% seguro de obtener la visa?

Mucha gente va a solicitar visa dos, tres o hasta cinco veces siempre probando suerte, como si se tratara de una lotería y siempre perdiendo el costo de la visa, que es mucho dinero, no importa si eres latinoamericano o gringo o europeo. No sería mejor ir con seguridad y certeza de que ya tienes media visa estampada en el pasaporte. Imagina la felicidad que te embargará al saber que sólo tienes que comprar el boleta para hacer el viaje de tus sueños.

¿Cómo consigo la guía?

La guía tenía una inversión de $39, que he decidido bajar a $27 por petición de muchas personas que me han escrito. Además, a diferencia de los gringos que no te van a devolver tu dinero si no te dan visa, yo sí te voy a devolver tu dinero si no te dan visa. Así de seguro estoy de mi producto.

Recuerda, no hagas más ricos a los gringos y no te hagas más pobre solicitando varias veces. Sinceramente no tienes nada que perder.

Otras guías en internet se venden en más de $50 y yo las he leído antes de hacer mi guía. Te aseguro que no tienen nada nuevo y son superficiales. En mi guía yo no me guardo nada y te lo digo todo.

 

Descarga el ebook ya

Mira lo que dicen estas personas satisfechas y tú debes ser el próximo:

Estos testimonios me los enviaron sin haberlos pedido, simplemente personas que están agradecidas con la guía. No pongo el nombre completo para proteger su privacidad.

 

“Yo trabajo en una compañía de carga y recientemente recomendaron que una de mis colegas viajara a Houston a visitar una de las sucursales de la empresa allá. Cuando fue al consulado americano llevaba su carta de invitación, como lo hacemos todos en mi país. No le dieron la visa.

Como ya se estaba acercando la fecha y la empresa tenía que enviar a alguien de todos modos, mi superior me pidió que fuera a “probar suerte”. Era una gran oportunidad que me habían dado en la empresa y me sentía muy nerviosa. Cuando encontré en internet su proyecto me convenció, de todos modos me iba a devolver el dinero si me pasaba lo mismo.

Leí cuidadosamente los pasos y fui muy bien preparada para todo lo que me preguntaran. Además después de que usted me aclarara ciertas dudas fui muy confiada. En la entrevista la señora me hizo dos preguntas sobre mi trabajo y la compañía. Le contesté muy convencida y se quedó viendo la pantalla que para mí fue un largo tiempo. Luego alzó la mirada y me dijo “su visa fue aprobada”!! Suspiré y vio que estaba algo emocionada, me felicitó y me pidió que pasara a tal lado para el envío, etc.

Gracias por todo y le recomendé la guía a mi supervisor.”

Yolanda L., Guatemala

 

 

 

“Que tal Félix, como te había dicho antes, me negaron la visa tres veces y iba por cuarta vez, ya estaba desesperada pero por suerte leí su guía antes. Leí los consejos en la guía y apliqué los que pude. Y adivine qué…me dieron la visa por 10 años!!!! Las únicas preguntas que me hicieron fueron dónde trabaja y a qué lugar iba en los estados unidos, creo que sólo respondí como 3 palabras y me la aprobaron!!! gracias por los consejos y que Dios lo bendiga!!”

Ariana E. Venezuela